El verde tesoro natural de la Moringa Yguá crece en Piribebuy, Paraguay, en un entorno excepcional y bajo la influencia de técnicas agro orgánicas ancestrales de los Guaraníes.